jueves, 8 de octubre de 2009

La guerra de los médicos televisivos (II)

Anatomía de Grey - 5º Temporada
(Algún spoiler)

"¿Durarán?"

Al principio cree esta entrada de los médicos televisivos para comparar las andanzas de House con las de los residentes del Seattle Grace pero como me pareció que el médico cabrón ganaba por goleada pensé que sería mejor dedicarle entradas exclusivas y no perder el tiempo en comparaciones. Sea como sea, este post se me quedaba cojo así que he decidido dedicarlo íntegramente a la quinta de Anatomia de Grey, que le tengo ganitas.

Anatomía de Grey ha llegado a un punto en que ya no se toma en serio. No, no se toma en serio. Ya no es ni la sombra de lo que fue en sus inicios pero Shonda Rhimes, su creadora para bien o para mal, lo sabe y ha decidido ir probando cosas con sus personajes para que hablemos de ellos y no de la pérdida de calidad que asola a la serie. Solo por ello podríamos entender cómo es posible que incorporando personajes nuevos apenas se vislumbren nuevas tramas o porqué da la extraña sensación de agotamiento generalizado en la gran mayoría de personajes habituales. Es verdad que Grey´s Anatomy nunca ha sido una serie que destacara por sus guiones fantabulosos ni por giros de esos que te dejan medio pasmado sino que su principal virtud es que te contaba como unos residentes médicos (en su mayoría) debían sobrevivir a un hospital. La primera temporada sentó las bases de ello y la segunda fue perfeccionando dichas bases alcanzando altas dosis de calidad y emotividad. Pero Anatomía de Grey no sobrevivió a la final season de la segunda temporada. Yo creo que todos, en mayor o menor medida, nos podíamos imaginar que iba a ser difícil superar ese nudo en la garganta que dejaba y así ha sido en mi caso. La tercera, la cuarta y la quinta temporada, a pesar de contar con algunos capítulos de gran peso no han sabido encontrar el rumbo de la estabilidad que necesitaba la serie en ese momento. En el caso concreto de la quinta y con la entrada de personajes como Owen Hunt o la Dra. Robbins e incluso con cameos como el de Mary McDonell la cosa transmitía buenas vibraciones pero no, es un fail como una casa. Desde que la serie entró en la dinámica Melrose Place de “vamos a liarnos todos con todos” los guionistas han entendido que un personaje en Anatomia de Grey siempre tiene que tener alguien con el que liarse e irse a la cama. Solo así podemos entender que a Callie Torres le quiten a Hahn para colarle a otra doctora lesbiana (aunque esta por lo menos es más guapa) o que a Cristina Yang le cambien a Burke por Owen. Mientras haya rotación habrá Anatomia de Grey. Luego tenemos a personajes que andan como almas en pena por la serie como George O´Malley, que pasó de ser un fijo a perderse no sabemos muy bien por donde o la misma Callie Torres, que tampoco saben qué hacer con ella. Luego tenemos al Jefe Richard y a la Dra. Bailey. El primero siempre se ha caracterizado por ser el mediador, el que debía mantener todo en orden…pues bien, en la quinta no, en la quinta se pone a jugar y a manipular a sus empleados. Y Bailey es de lo poco salvable, el único personaje que aun interactúa con los pacientes y se implica con ellos aunque tampoco está en su mejor momento. Podría seguir con los demás pero es que os encontrareis más de lo mismo…

"Nada hija, que te toca a tí cargar con el final de temporada"

Dentro de la mediocridad por la que se va tambaleando la serie hacían falta reclamos argumentales. Las relaciones personales estaban muy agotadas y había que impactar así que decidieron enfermar a Izzie Stevens. Hay episodios intensos y de gran lucidez y eso es innegable pero no me ha motivado el final. De alguna forma el fantasma de la segunda se avista sobre éste y se perciben similitudes. Izzie comenzaba a ser otro personaje titubeante pero Rhimes sabe del tirón de Katherine Heigl y volvió a ser el centro de atención para remediar el lio. Para no spoilear al máximo decir que el final queda abierto para que nos piquemos con la sexta temporada pero estoy dudando si pasar por el aro…

Sea como sea, yo le diría a Shonda Rhimes y al equipo de guionistas que vuelvan a cuando los casos médicos eran el eje de poder de esta serie. Si los personajes ya no hay por donde cogerlos por lo menos apiádense de nosotros y dennos grandes dosis melodramáticas como hacia la mítica Urgencias (ER). Meredith Grey y Derek Shepherd están acabados y el simple hecho de intentar entender esa relación crea traumas con secuela así que apuesten por los pacientes y sus historias. En esta quinta temporada ha habido alguno soberbio como el de la graduación de los universitarios. Impactante y demoledor que deja en evidencia a muchos otros capítulos infumables y que recuerda que ese debe ser el camino a seguir y no el de cebarse con los personajes hasta hacerlos insufribles. Ojalá haya suerte.

Salu2!

PD: Kate Walsh sí que supo pirarse a tiempo. ¡Crack!

PD2-shonen: Boa nos interrumpe el Smoker vs Luffy; Zetsu hace algo y salva a Sasucristo de los kages; Mashiro se lleva un ostión de WW (está desatao el crio); el emo de Midnight patea al pesao; Deuteros ownea a Kagaho y deja un recadito a Hades; Amamiya tiene un hollow interno; Kunieda también se une a Oga; Beth se desata y Raki capturado por la Organización; Tsubasa Chronicle se cierra con un epilogo emotivo pero tremendamente abierto (entrada futura, of course).

6 comentarios:

Arquetipo dijo...

PD: Aunque Boa lo halla interrumpido, lo que ha molado el encontronazo (ese Jet Gatringan).
Al menos, una femina como la mizukage se ha lucido.
Mucho rollo con el pesao para esto. Tanto mejor, ¡ahora es el turno de Erza!

eter dijo...

jorl, y yo que no me he visto un sólo episodio de Anatomia de Grey.

En fin, One Piece como siempre en estado de gracia. Psyren con sus interesantes transiciones (la capacidad de esta serie para soltar información y modificarla es brutal) y Kunieda llega al rescate de una saga que me esta pareciendo bastante flojita.

Jeparla dijo...

Katherine Heihgl anunció al principio de la 5ª que quería dejar la serie, al igual que el actor que interpreta O'Malley, de ahí que el el destino de estos dos personajes se haya dejado abierto para ver si continuaban o no.

Osea, que el enfermar a Izzie fue para poder 'despedir' al personaje si la actriz decidía dejar la serie.

key dijo...

Que alguien abra un blog sobre las peleas en los rodajes, que es más interesante. Pobre Meredith, que a mí me cae bien. De la quinta me salté muchos capítulos, ví los últimos por curiosidad y no hay prisa en los nuevos, antes hay muchas que no marean al espectador. De todas formas las audiencias siguen respondiendo allá en los USA.

mfal dijo...

La quinta temporada me pareció de lo más infumable de la historia de la TV, ya sabes lo que opino porque has leído mi entrada hace un tiempo.

Solo puedo decirte que estoy muy de acuerdo con lo que dices. Los dos primeros capítulos de la sexta me han hecho decir BASTA.

Xesu dijo...

Arquetipo. Boa es tan diosa que le perdonamos que nos interrumpa un versus tan esperado xDDD
El tal Midnight va muy de sobrao pero no tardará en llevarse algún susto. Es logica shonen y Erza le dará xD

eter. Si algún dia le das una oportunidad mirate solo las dos primeras temporadas y piensa que ese es el cierre. Ir más allá es disgustarte xDD

PD: Psyren es lo que tiene. Va muy tranquila (lo que le perjudica claramente en popularidad) pero siempre va soltando información. Mola.

Jeparla. Al final parece que se ha ido O´Malley e Izzie es la que se ha quedado. Se podria que K.Heigl los lleva mareaos xD

key. Sí, AdG sigue estando fuerte en EEUU y es algo que no me sorprende porque no veas el tirón que tiene que todos se lien con todos xD En cuanto a Meredith, me gustaba más al principio que ahora. Antes era más divertida y cinica pero desde que empezó a liarse con el Shepherd, buff...

MFAL Lo sé, lo sé xDDD Lo que no entiendo es porqué no se centran algo más en las historias médicas y dejan de automutilar a los personajes...pero bueno, mientras sigan teniendo audiencias importantes pues nada.

Salu2 a todos!